El acuerdo extrajudicial de pagos. J. Raúl Fernández 26 octubre, 2021

El acuerdo extrajudicial de pagos.

acuerdo extrajudicial de pagos
Blog

El acuerdo extrajudicial de pagos es un procedimiento preconcursal de mediación, en el que se intenta alcanzar con los acreedores un acuerdo de reestructuración de la deuda, que permita solucionar la situación de insolvencia.

¿Qué es un acuerdo extrajudicial de pagos?

El acuerdo extrajudicial de pagos es un mecanismo pre-concursal de mediación, en el que la persona intenta alcanzar con sus acreedores un acuerdo para la reestructuración de sus deudas. Es decir, se les propone unas nuevas condiciones de pago que se ajusten a las posibilidades reales de pago del deudor (y, que, por ejemplo; pueden consistir en una reducción de la deuda y una calendario de pago dividido en varios años).

Por lo general, será recomendable intentar el acuerdo extrajudicial de pagos. Pues aunque finalmente no tenga éxito, el mero hecho de haberlo intentado (siempre que el ofrecimiento sea real), permitirá conseguir la exoneración judicial de las deuda con menores exigencias.

Siempre que sea posible se debería intentar el AEP antes de acudir al concurso y solicitar la exoneración de las deudas.

¿Quiénes pueden solicitar un acuerdo extrajudicial de pagos?

Podrán solicitar el nombramiento de un mediador concursal:

  • Las personas naturales (particulares, autónomos, profesionales y empresarios).
  • Las personas jurídicas.
  • En situación de insolvencia actual o inminente.
  • Que no hayan sido declaradas en concurso.

No obstante, en el caso de las personas naturales, no podrán solicitarlo:

  • Si la estimación inicial del pasivo supera los 5 millones de euros.
  • Si se encuentran negociando un acuerdo de refinanciación.
  • Si en los 10 años anteriores hubieran sido condenadas por determinados delitos.
  • Si en los 5 años anteriores hubieran alcanzado un acuerdo extrajudicial de pagos, de refinanciación o declaradas en concurso.

¿Qué fases tiene un acuerdo extrajudicial de pagos?

El acuerdo extrajudicial de pagos (AEP) puede dividirse en 4 fases.

Varía en función del tipo de persona que lo solicita.

La persona natural no empresaria y la jurídica no inscribible tiene que presentar la solicitud ante Notario.

Los empresarios (incluidos los  trabajadores autónomos y los profesionales) y las entidades inscribibles (aunque no estuvieran inscritas) lo deberán solicitar en el Registro Mercantil de su domicilio. No obstante, la persona jurídica y la persona natural empresario también podrán solicitarlo a través de la Cámara de Comercio.

El receptor de la solicitud, tras comprobar que la misma cumple con los requisitos exigidos, procederá a nombrar un mediador concursal.

El mediador concursal (que puede ser persona física o jurídica), deberá tener la condición de mediador en asuntos civiles y mercantiles, y estar inscrito en la lista oficial confeccionada por el Ministerio de Justicia.

Aceptado el cargo por el mediador se comunicará el inicio del procedimiento al juzgado, a los registros y organismos públicos y, en su caso, a los representantes de los trabajadores.

El mediador deberá comprobar entonces la realidad y exactitud de los datos y créditos que figuren en la solicitud y documentación aportados.

Seguidamente, el mediador convocará al deudor y a los acreedores a una reunión con la finalidad de alcanzar un acuerdo de pago, remitiéndoles, antes de la misma, una propuesta de acuerdo. No se convocarán a los acreedores de crédito público.

En el caso de la persona natural no empresaria la propuesta puede contener:

a)  Esperas por un plazo no superior a 10 años.

b)  Quitas

c)  Cesión de bienes o derechos de acreedores en pago o para pago de la totalidad o parte de sus créditos.

Los acreedores convocados deberán acudir a la reunión, salvo que, en los 10 días anteriores, manifiesten su aprobación u oposición a la propuesta.

El plan de pagos y de viabilidad propuestos podrán ser modificados en la reunión, siempre que no se alteren las condiciones de pago de los acreedores que, por haber manifestado su aprobación dentro de los 10 días anteriores, no hayan asistido a la reunión.

Para alcanzar el acuerdo serán necesarias las siguientes mayorías: 

a) Voto favorable del 60 % del pasivo, para acuerdos que contengan esperas (de principal, intereses o cualquier otra cantidad adeudada), con un plazo no superior a 5 años, quitas no superiores al 25 %, o a la conversión de deuda en préstamos participativos durante el mismo plazo.

b) Voto favorable del 75 % del pasivo, para acuerdos con esperas de entre 5 y 10 años, quitas superiores al 25 %, y las demás medidas previstas en la Ley.

¿Qué efectos tiene la solicitud?

El deudor podrá continuar con su actividad profesional, empresarial o laboral, pero no realizar actos de administración y disposición que excedan de las propios del giro o tráfico de su actividad.

En cuanto a las ejecuciones, la regla general es la prohibición de su iniciación y la suspensión de las ya iniciadas:

Hasta que transcurran 3 meses a contar desde la fecha de presentación de la comunicación de la apertura de negociaciones para tratar de alcanzar un acuerdo extrajudicial de pagos, los acreedores no podrán iniciar ejecuciones judiciales o extrajudiciales sobre los bienes y derechos integrados en el patrimonio del deudor.

El plazo será de 2 meses si el deudor fuera persona natural que no tuviera la condición de empresario.

Las ejecuciones sobre los bienes o derechos (…) que estén en tramitación se suspenderán por el juez que estuviere conociendo de las mismas.

Los acreedores con garantía real (como una hipoteca), sí podrán iniciar ejecuciones. Pero, si la garantía recayera sobre la vivienda habitual o, sobre bienes o derechos necesarios para la continuidad de la actividad profesional o empresarial, la ejecución se suspenderá hasta que transcurran 3 meses desde comunicación de la apertura de negociaciones, o 2 meses si el deudor fuera persona natural no empresaria.

Otra consecuencia será la suspensión, mientras dure el acuerdo, del devengo de  intereses de los créditos que pudieran verse afectados por el mismo.

El acuerdo extrajudicial de pagos blinda (aunque con matices) temporalmente al deudor frente a ejecuciones.

¿Y si no se alcanza un acuerdo extrajudicial de pagos?

Si la propuesta no fuera aceptada por los acreedores, y la persona continuase en situación de insolvencia, se tendrá que solicitar inmediatamente la declaración de concurso.

Necesitas asesoramiento sobre el acuerdo extrajudicial de pagos.
Write a comment
Your email address will not be published. Required fields are marked *